ONP y Ministerio de Trabajo: los más demandados

Por Aníbal Rodríguez Salazar                                                                                               Bachiller en Derecho de la PUCP

Un dato revelador surge de la revisión de las sentencias de hábeas data emitidas en sede judicial y el Tribunal Constitucional.

Desde enero del año 2003 hasta mediados del presente año, el Poder Judicial ha emitido cerca de 500 sentencias de hábeas data, de las cuales 144 son demandas a la Oficina de Normalización Previsional (ONP) y 161 al Ministerio de Trabajo.

En el caso del TC, considerando todas las sentencias que ha emitido sobre hábeas data, que suman casi 400, en 9 de ellas se demanda a la ONP y en 116 al Ministerio de Trabajo.

Esto hace un total de 153 demandas a la ONP y 277 al Ministerio de Trabajo en procesos de hábeas data.

La información que se solicita es, casi en su totalidad, referida a expedientes de cese de labores y despidos, en caso del Ministerio de Trabajo, y expedientes administrativos de pensión de jubilación, viudez, etc., a la ONP, de los propios demandantes.

Esto demostraría que en el Perú, el hábeas data ha sido utilizado principalmente como un mecanismo para obtener datos personales e información respecto de los propios demandantes, la cual por su condición de partes e involucrados en los procesos administrativos señalados, debería ser entregada en sede administrativa. Sin embargo, la tramitación de muchos de estos casos en sede judicial y eventualmente en el TC, revela que esta información estuvo siendo denegada constantemente.

De esta forma, parecería que queda rezagada la segunda dimensión del derecho de acceso a la información pública, desarrollada en diversas sentencias del Tribunal, la cual consiste en la configuración del derecho de acceso a la información pública como un derecho de doble dimensión, siendo la primera de carácter individual ya “que garantiza que nadie sea arbitrariamente impedido de acceder a la información que guarden, mantengan o elaboren las diversas instancias y organismos que pertenezcan al Estado, sin más limitaciones que aquellas que se han previsto como constitucionalmente legítimas”. Complementándose con la segunda dimensión o dimensión colectiva la cual comprende a la información pública como un “auténtico bien público o colectivo, que ha de estar al alcance de cualquier individuo, no sólo con el fin de posibilitar la plena eficacia de los principios de publicidad y transparencia de la Administración pública, en los que se funda el régimen republicano, sino también como un medio de control institucional sobre los representantes de la sociedad; y también, desde luego, para instar el control sobre aquellos particulares que se encuentran en la capacidad de poder inducir o determinar las conductas de otros particulares o, lo que es más grave en una sociedad como la que nos toca vivir, su misma subordinación” [STC 01797-2002-HD/TC, fundamentos 10 y 11].

Anuncios

2 Respuestas a “ONP y Ministerio de Trabajo: los más demandados

  1. Creo que es un derecho fundamental el que cualquier persona pueda consultar los datos que de él poseen las administraciones.

  2. Muy interesante. El hábeas data no sólo debería servir para obtener información de uno mismo, sino también para poder pedirle al gobierno que informe sobre su actuación.

¿Desea comentar este documento?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s